Back to Top

Panamericana presenta a: eleonora/rocketina

P. ¿Cuéntanos quien eres?

E.A. Me llamo Eleonora Aldea Pardo. Tengo 27 años. Estoy titulándome de Diseñadora Gráfica, pero soy Fotógrafa, por vocación y por oficio. Llevo algo así como 3 años trabajando de fotógrafa.

P. ¿Donde naciste y donde vives ahora?

E.A. Nací en Santiago, pero mi familia se vino a vivir a Viña cuando tenía como 4 años, por lo que puedo decir con propiedad que me siento una viñamarina. Ahora mismo vivo en Concón, que queda al lado de Viña, pero que no me gusta nada: no es pueblo, no es ciudad, es como nada, no se decide. No hay veredas, hay demasiados perros, tiene un microclima extraño y durante el año se siente como vivir en un pueblo fantasma, lleno de casas cerradas y vacías. Lo más raro es que vivo en esos típicos condominios llenos de casas completamente iguales; entonces es como si viviera en Concón, pero no. 

P. ¿Cuándo empezaste a trabajar en fotografía y porque?

E.A. Fue raro, porque empecé a sacar fotos muy de repente. Nunca había pensado en ser fotógrafa pero un día me pasaron una cámara de esas compactas cualquiera y saqué una foto; me gustó y no paré más. Después, empecé a recibir buenos comentarios y me empezaron a pedir que tomara fotos y cosas así. Hasta que un día me decidí y pedí una cámara semi profesional para un cumpleaños. El 2009 me ofrecieron mi primer gran trabajo: sacar fotos para una serie de conciertos auspiciados por una marca grande. Ahí creo que fue cuando me di cuenta que las fotos eran en serio, y que eran lo que yo tenía que hacer. Pero fue súper natural. No lo busqué.

P. ¿Cuáles son tus artistas favoritos o por cuales te has sentido influenciado? 

E.A. Mis artistas favoritos son Tamara de Lempicka, Mucha y Klimt. Y aunque no son fotógrafos, me influencian mucho estéticamente, en cómo me gusta que se vean mis fotos en cuanto a las composiciones y los colores. Y en fotografía me gusta mucho Annie Leibovitz, pero más que nada sus trabajos antiguos, los más documentales, cuando viajaba con bandas y se metía en sus vidas. También me encanta Nan Goldin, porque es la maestra de la intimidad. No he visto alguien que retrate mejor la intimidad que Nan Goldin. Ellas, Leibovitz con su trabajo más de fotoreportaje, y Goldin con sus retratos íntimos, me influencian en lo que busco fotografiar temáticamente. 

P. ¿Qué elementos inspiran tu trabajo?

E.A. Dos cosas principalmente. Por una parte me gustan mucho las escenas que me presentan una geometría singular o una composición interesante o una bacán combinación de colores; la idea de transformar una escena de la vida diaria en una especie de cuadro perfectamente compuesto y geométrico. 
Y en segundo lugar, la gente y las relaciones entre ellas: mi hijo, mi novio, mis amigas y sus mundos privados, la intimidad. Me inspira mucho poder retratar la intimidad que se da entre dos personas o en una familia o entre dos extraños, no sé, pero incluso cuando saco fotos relacionadas a la moda me gusta que se sientan como si alguien estuviera metiéndose en la vida diaria de la modelo. 

P. ¿De qué forma proyectas tu trabajo?

E.A. No sé. Es que como se dio de forma tan natural, nunca he planeado en qué voy a trabajar o qué quiero hacer; todo ha pasado no más. Pero me gustaría mucho poder concretar un plan que tenemos hace un tiempo con un periodista (que justo también es mi novio), de viajar a lugares interesantes, tanto de Chile como del extranjero, y crear una especie de bitácora con fotos y textos. Eso en lo más próximo. Y de ahí, no sé, ojalá en el futuro lejano poder vivir de sacarle fotos a bandas. Lo he venido haciendo hace un tiempo, y me satisface mucho. Ojalá en el extranjero. Ojalá.

P. ¿Qué quieres transmitir con tu trabajo? 

E.A. Creo que lo que más me gustaría transmitir con mi trabajo es mi forma de ver las cosas o mi manera de experimentar la vida. Me complace cuando la gente reconoce una foto que tomé yo aunque no esté explícito. Creo que cinco personas que ven una foto van a sentir cinco cosas distintas, por eso no me esmero mucho en querer transmitir sensaciones específicas, sino simplemente cómo yo experimenté un momento específico. Así, si el que ve la foto siente lo mismo que yo sentí al momento de tomarla… éxito máximo. Y si no, es interesante también. 

P. ¿Has expuesto en algún lugar y si ha sido así, donde? 

E.A. Sí, hace mucho tiempo expuse en el País Vasco, en la ciudad de Vitoria. Me contactó por Flickr una niña que estaba armando una exposición que se llamaba “La Mujer Pixel”. Yo en ese momento hacía muchos dípticos, era mi especialidad, y a ella le gustaron. Yo simplemente le dije que escogiera libremente los que le gustaban, le mandé los originales, y ella armó todo allá. Después que terminó la exposición me mandó fotos, y los originales que expuso impresos, y también folletos de la expo con mi foto, porque usaron un díptico mío para promocionarla. Fue súper emocionante.

P. ¿En qué lugar te gustaría ser expuesto y que proyecto presentarías en él?

E.A. Me gustaría exponer en la calle o en una plaza pública. Me gustaría de repente imprimir muchas fotos y armar una especie de zine y entregarla en la calle a la gente que pasa. O colgar fotos en una plaza. Me gustaría exponer mis dípticos también porque creo que es interesante las relaciones que se pueden armar entre dos fotos y cómo distintas personas pueden relacionarlas de distintas formas.  

P. ¿Qué música estás escuchando?

E.A. En este momento el disco nuevo de los Fleet Foxes, que está hermoso. Y mucho Devendra Banhart, y mucho Edward Sharpe and the Magnetic Zeros. En general escucho música así: acústica, tranquila, mucha melodía, mucha letra bonita. Y siempre música apasionada, venga del género que venga.  

P. ¿Cuales websites te gustan? 

E.A. Tumblr! Veo mucho tumblr y he sacado mucha inspiración de ahí también, es como mi principal fuente de visualidad en internet. Veo mucho weliveyoung (http://weliveyoung.blogspot.com/) el blog de una fotógrafa de 18 años que es increíble. También un sitio de listas que hacen unos amigos que se llama Listalot (http://listalot.cl) porque me encantan las listas. Y blogs de moda callejera, todos los que encuentre.

P. ¿Cuál es tu lugar favorito? 

E.A. Las camas. En la mañana cuando despierto y juego a hacerle cosquillas a mi hijo, y nos reímos medios dormidos. Es genial. Y acostarme con mi novio después de haber tenido frío y que me abrace. Es genial. Las camas son el país de la intimidad y la felicidad.

P. ¿Cuáles serían las tres postales con que mostrarías Chile? 

E.A. El puerto de Valparaíso, una noche de carrete, cerca de la plaza Sotomayor. Se ve realmente DE TODO. El centro de Santiago, un día de semana, el Paseo Ahumada, por ejemplo. No sé si hay algo más chileno que eso. O un perro callejero, bien choro, bien rotoso, bien chico, bien rudo: la imagen no oficial de Chile.


P. ¿Puedes contarnos en qué circunstancias hiciste esta imagen?

E.A. En ese momento la niña de la foto era mi mejor amiga, fuimos a tomarnos una cerveza porque las dos teníamos corazones rotos. Estábamos en un bar típico de Viña, que se llama Café Journal. 

P. ¿Si pudieras asociar esta imagen con algo, qué sería? 

E.A. La asociaría con el disco de The Walkmen, el “You & Me”, porque con ella escuchábamos ese disco incesantemente. También la asocio con una estética media marinera, porque ella tenía ese día esa polera a rayas, yo tenía una polera con anclas, y esas banderas en el techo le daban ese look marino al lugar. La asocio con la amistad, pero como de la infancia.

P. ¿Qué sensaciones te produce esta imagen? 

E.A. Pena, nostalgia, pérdida. Esa niña ya no es mi amiga, y es triste porque las fotos que le tomaba eran siempre bonitas.


 

12 notes
  1. nadaenrealidad reblogged this from carreterapanamericana and added:
    mieleonora
  2. proscenioingrato reblogged this from carreterapanamericana
  3. cohete reblogged this from carreterapanamericana and added:
    :’)
  4. carreterapanamericana posted this